Casaconsult

Residuos patogénicos - Clasificación y Descripción.-

Qué son los residuos patogénicos

Las actividades de un médico en su consultorio particular, las de un laboratorio de análisis clínicos o radiográfico, las de salas de primeros auxilios, dispensarios, sanatorios o las de un hospital de alta complejidad generan residuos.

Dentro de estos residuos otra vez nos encontramos con los "buenos" o inocuos y con los "malos" o peligrosos.

Entre los primeros están todos aquellos que no presentan riesgos a la salud y al ambiente en general. Por ejemplo los generados en áreas administrativas y todos aquellos que no hayan tenido la posibilidad de adquirir propiedades nocivas.

Dentro de los segundos se encuentran todos los generados en las áreas de atención a pacientes,  los que resultan de cultivos para análisis, etc.

Tenemos así a los residuos  infecciosos, los punzocortantes, los restos de medicamentos, los líquidos usados del laboratorio radiográfico, etc.

Revisten en la categoría de peligrosos dentro de lo enunciado en la *Ley Nacional Nº 24.051.

Estos residuos reciben varias denominaciones: patológicos y patogénicos son las dos mas empleadas en nuestro país. En general la denominación de residuos patogénicos es la que se va imponiendo y la que domina en la legislación vigente.

Patología: parte de la medicina dedicada al estudio de las enfermedades

Patológico: relativo a la patología

Patogenia: parte de la patología. Estudia el origen y desarrollo de las enfermedades.

Patogénico: relativo a la patogenia.

Patógeno: lo que origina las enfermedades.

La Organización Mundial de la Salud denomina RES ( Residuos de los Establecimientos de Salud) a todos los residuos generados en los mismos. Luego los categoriza en comunes, infecciosos, químicos, cortantes, anatómicos, etc.

Segregación de los residuos.-

Como los residuos originados en estas actividades médicas deben ser neutralizados en sus características peligrosas, es necesario aplicarles un tratamiento efectivo antes de su disposición final. Bueno sería que las entidades encargadas de cuidar y mejorar nuestra salud y de prevenir enfermedades tiraran desaprensivamente estos residuos peligrosos en sitios no adecuados y sin un tratamiento apropiado.

Como estos tratamientos son costosos se impone hacer una separación de todos los residuos generados separándolos entre los del tipo domiciliario o inocuos y los del tipo patogénico que son, al menos potencialmente, de características peligrosas

Residuos radiactivos.

Estos están fuera de la denominación de patogénicos y del alcance de la Ley 24.051. Están sujetos a legislación específica y bajo la tutela de la Comisión Nacional de Energía Atómica.

En general abarcan a las fuentes selladas conteniendo radioisótopos usados para tratamientos médicos y elementos para diagnóstico y estudios.

Características peligrosas de los residuos sanitarios.

Los residuos sanitarios de características peligrosas son aquellos que:

1.- Contienen agentes infecciosos

2.- Son genotóxicos.

3.- Contienen sustancias químicas o drogas farmacéuticas peligrosas.

4.- Son punzantes o cortantes.

5.- Son radiactivos.

Agentes infecciosos.

Hay gran cantidad de agentes infecciosos que pueden conferir a los residuos características peligrosas.

Son las bacterias, virus, hongos y parásitos con características patogénicas. O sea que pueden afectar negativamente en menor o mayor grado a la salud humana.

Pueden penetrar al organismo humano traspasando la barrera que ofrece la piel ya sea por absorción, por heridas que la misma presente o por características de penetración propias como el caso de algunos parásitos. También por inhalación, o ingestión pueden penetrar a través de las células que envuelven los alvéolos pulmonares o de la mucosa gastrointestinal para poder así llegar a la sangre.

El mecanismo de absorción a través de los epitelios es válido en general para cualquier sustancia peligrosa.

Los patógenos están presentes en los fluidos y secreciones corporales de las personas infectadas. Del tratamiento de las mismas en las distintas instituciones de atención sanitaria surgen los residuos infecciosos, es decir todos aquellos elementos descartables que hayan tenido contacto con el paciente y/o su sangre, materia fecal, vómitos, esputos, etc. Además, obviamente, los propios fluidos y partes anatómicas infectadas entran en la corriente de los residuos peligrosos.

Genotóxicos.

Son aquellos que provocan efectos adversos sobre el material genético.

Ciertas drogas antineoplásicas y elementos químicos y los residuos radiactivos presentan características genotóxicas.

La absorción por la piel, la ingestión o la inhalación y el contacto con secreciones de pacientes de quimioterapia son las formas corrientes de contaminación

Los residuos radiactivos tienen, fundamentalmente, la característica de genotóxicos.

Químicos y drogas.

Hay gran cantidad de sustancias químicas y farmacéuticas que presentan características peligrosas, ya sea por ser genotóxicas, corrosivas, inflamables, etc.

Los residuos de la preparación o de la administración de drogas farmacéuticas también son peligrosos pues contienen antibióticos, antisépticos, desinfectantes, fenoles, etc.

Los desinfectantes en particular son los químicos que en mas cantidad se utilizan en los establecimientos sanitarios. Suelen presentan características de corrosividad y pueden ser irritativos solos o en combinación con otros productos.

Los líquidos usados en el revelado de placas radiográficas son otro ejemplo de sustancias químicas con propiedades peligrosas.

Punzo-cortantes.

Si bien las heridas que los elementos de este tipo utilizados en la atención a la salud son de características leves y de una capacidad invalidante menor, el riesgo viene asociado a que los mismos pueden estar infectados por agentes patógenos.

Hay evidencias comprobadas de transmisión de hepatitis y de HIV por heridas causadas por elementos que estuvieron en contacto con sangre de pacientes infectados.

Agujas de jeringa, hojas de bisturí y  ampollas de vidrio rotas son ejemplos de este tipo de residuo.

Radiactivos.

Los rayos x generados por lo aparatos de radiología y las partículas alfa (a), beta (b) y gama (g) provenientes de los radionúclidos usados en investigación y tratamiento son las radiaciones ionizadas de uso dentro de las  instituciones sanitarias que conllevan riesgos para la salud.

 Los residuos radiactivos pueden ser sólidos, líquidos o gases contaminados con radionúclidos.

Reiteramos que, si bien tienen características  peligrosas, los residuos radiactivos no están contemplados como patogénicos (ni como peligrosos) bajo nuestra legislación. Dadas sus características particulares se rigen por una legislación específica 

Sujetos bajo riesgo.

No sólo los médicos y personal médico auxiliar sino también los propios pacientes, sus visitas, personal de limpieza y recolección de residuos, operadores de las plantas de tratamiento propias o de terceros, y en general todos quienes entren en contacto, ya sea consciente o inconscientemente, con residuos de características patógenas, están en riesgo de contraer dolencias de distinto tipo.

De allí la importancia que tiene el adecuado manejo, tratamiento y disposición final de estos residuos.

Pub. Feb/03